Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

3 Comments

Textos legales en las webs y tiendas online

Gracias a los compañeros de cuestionesderecho.es podemos salir de dudas sobre los textos legales en las webs y tiendas online. Veamos primero una sintesis de los documentos, la obligatoriedad de cumplimiento y artículos que las legislan.

Texto legales para la web
Documento Webs obligadas a cumplirla Legislación principal
Aviso Legal Aquellas que generen de forma directa o indirecta algún beneficio económico para el titular. Artículo 10 Ley de Servicios de la Sociedad de la Información.
Política de Privacidad Aquellas que recojan datos personales de sus usuarios o clientes. Artículo 5 de la Ley de Protección de Datos
Condiciones Generales de Venta sitio web ofrece al usuario algún tipo de herramienta, asesoramiento o comercio electrónico Ley 34/2002, de 11 de julio, de servicios de la sociedad de la información y de comercio electrónico.

 

textos legales para las webs y tiendas online

1. Aviso legal

El aviso legal es el documento que recoge las cuestiones que la Ley de Servicios de la Información –LSSI en adelante- obliga a incluir prácticamente en todas las webs. Es decir

  1. Webs corporativas de una empresa.
  2. Tiendas online.
  3. Autónomo con una web corporativa independientemente de si es usada como página informativa sobre sus negocios o como tienda online.
  4. Blog particular si incluye publicidad.

Contenido obligatorio

El acceso al aviso legal debe ser siempre por medios electrónicos de una forma permanente, fácil, directa y gratuita”, es decir siempre visible por parte del usuario. En este sentido muchas webs lo colocan en el footer.El contenido obligatorio viene recogido en el artículo 10 de la LSSI.

  1. Nombre o denominación social.
  2. Residencia, domicilio o dirección de uno de los establecimientos permanentes en España.
  3. Dirección de correo electrónico u otra forma de contacto directa y efectiva con el titular de la web.
  4. Datos de inscripción en el Registro Mercantil u otro registro público en el que deban estar inscritos para la adquisición de personalidad jurídica o a los solos efectos de publicidad.
  5. En el caso de que su actividad estuviese sujeta a un régimen de autorización administrativa previa, los datos relativos a dicha autorización y los identificativos del órgano competente encargado de su supervisión.
  6. Si ejerce una profesión regulada:
    1. Los datos del Colegio profesional al que, en su caso, pertenezca y número de colegiado.
    2. El título académico oficial o profesional con el que cuente.
    3. El Estado de la Unión Europea o del Espacio Económico Europeo en el que se expidió dicho título y, en su caso, la correspondiente homologación o reconocimiento.
    4. Las normas profesionales aplicables al ejercicio de su profesión y los medios a través de los cuales se puedan conocer, incluidos los electrónicos.
    5. Número de identificación fiscal del titular de la web (NIF o CIF).
    6. Cuando el servicio de la sociedad de la información haga referencia a precios, se facilitará información clara y exacta sobre el precio del producto o servicio, indicando si incluye o no los impuestos aplicables y, en su caso, sobre los gastos de envío o en su caso aquello que dispongan las normas de las Comunidades Autónomas con competencias en la materia.
    7. Códigos de conducta a los que, en su caso, nos encontremos adheridos y la manera de consultarlos electrónicamente.

2. Condiciones generales de venta o condiciones de contratación

Si el sitio web  ofrece al usuario algún tipo de herramienta, asesoramiento o comercio electrónico, deberá mostrar obligatoriamente unas Condiciones Generales de la Contratación y/o del Uso, así como cumplir determinados requerimientos en el proceso de contratación.

Se deberá incluir, si es posible antes del inicio del proceso de compra, las condiciones generales de venta. De este modo, el usuario antes de empezar a comprar ha leído su contenido. Deberá constar de:

  1. Información clara y detallada de los precios de compra, con mención expresa de si incluyen los impuestos correspondientes y gastos de envío. De no ser así se deberá decir a cuánto ascienden estos.
  2. Descripción del proceso de compra.
  3. Obligaciones tanto para el vendedor y el comprador.
  4. Condiciones de la compra, cuales son los plazos, la forma de entrega, la forma de pago…
  5. Soluciones en el caso de que el pedido sea defectuoso.
  6. Idioma en el que se va a celebrar el contrato.

Información posterior a la compra, la LSSICE obliga a confirmar al comprador la realización de la operación, puede ser expuesta por dos vías:

  1. Mediante correo electrónico remitido en un máximo de 24 horas después de la realización de la compra.
  2. Mediante una pantalla de confirmación que aparezca cuando se haya finalizado el proceso de compra.

3. Cumplimiento de la LOPD y creación de la Política de privacidad

Todas las webs que recojan datos personales de sus usuarios o clientes están obligados a cumplir la Ley Orgánica de protección de datos. La política de protección de datos personales, informa a los usuarios del procedimiento llevado a cabo por la organización para recoger los datos personales, permitiendo ver a éstos el uso que se les da, y las opciones que tienen las organizaciones respecto a su recogida.Hay que remarcar que el email de cada usuario es un dato personal, por ello para el uso de newsletter debemos previamente cumplir con la LOPD. Esto conlleva una serie de obligaciones:

  1. Elaboración de una política de privacidad que se incluya en los formularios de recogida de datos con carácter previo.
  2. Inscripción de los ficheros en el Registro General de la Protección de Datos con carácter previo.
  3. Elaboración de un documento de seguridad.
  4. Auditorias periódicas del cumplimiento de la normativa y de las medidas de seguridad implantadas.

Comments

  1. Interesante artículo, muchas webs o tiendas online se dedican a copiar los textos legales de otras paginas. un 10!

    • M. Ferrer

      😀 Es evidente que esta transcrito. Creo que lo dejo bien claro en la primera frase del artículo ¿no?

Submit a Comment