Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Top

No Comments

Stocks en tiendas online. Algunas reflexiones

En muchas ocasiones, el nacimiento de una tienda online, es auspiciado por una pequeña o mediana empresa. Estas empresas ya existen en el mundo offline y realizan su actividad diaria con la ayuda de sistemas informáticos que sistematizan y ponen orden a muchas de las tareas. Tareas, que no por cotidianas, dejan de encerrar un grado alto de complejidad. Hablamos de control de stocks, tarifas, facturación, control de garantías, etc.

Lo habitual es que todos estos procesos estén más o menos resueltos en el día a día por sistemas ERP encargados de controlar este tipo de cuestiones. Pero ¿qué pasa cuando abrimos una tienda online? Lejos de la preocupación estética y funcional de la misma, nos vamos a encontrar con una serie de retos importantes que, de no ser reflexionados, nos traerán serios dolores de cabeza.

Por normal general,  querremos informar de la disponibilidad de nuestros productos, de los precios en vigor, de alguna oferta puntual y cosas por el estilo. Sí, claro, es normal, queremos aportar valor y estos datos son importantes, pero ¿Cómo se va a enterar la tienda online del stock disponible ? ¿Tu ERP sabe comunicarse con tu tienda? ¿Tienes claro que cantidad stock hay que publicar como disponible?  Me temo que la respuestas no van a ser muy clarificadoras.

Algunas cuestiones que debes tener presentes son:

La tienda online es una fuente de entrada más de pedidos. A las fuentes tradicionales, pedidos telefónicos, de comerciales, por fax, etc. se une una más, el ecommerce. Esto quiere decir que deberás decidir claramente si creas una especie de almacén aislado para la tienda online o compartes el stock con el resto de los “actores” que compiten por dicho stock dentro de la propia empresa.

Piensa que si tienes dos unidades en el almacén central y dices en la tienda online que dispones de dos, podrás encontrarte con la sorpresa de que esas dos unidades se estén vendiendo por otro “canal” de la misma empresa y que, por lo tanto, el cliente online tenga la certeza de haber comprado algo que no podrás suministrar.

¿Solución? claro que hay solución. Pero, aunque parezca, a priori, sencilla, te aseguro que es de todo menos sencilla. Deberemos tener un control absoluto de la lógica del ERP y de la Tienda Online si deseamos resolver el problema en tiempo real.

Lo más “sensato”, a no ser que tengas un presupuesto importante para desarrollos, es pasar por una solución intermedia que informe a la tienda online del estado de los stocks en intervalos de tiempo e indicando la disponibilidad y no el número exacto de unidades. De esta forma tendrás más margen de maniobra y menos errores potenciales.

Submit a Comment